darwin1

 

 

Habría tumbas con nombres apócrifos en el cementerio argentino de Darwin, en Islas Malvinas. Esta conclusión surge de una larga investigación, en la que se compararon documentos que registran el armado de la necrópolis militar, en 1983, del coronel británico Geoffrey Cardozo; los listados de la Cruz Roja Internacional que se desprenden del mismo; y sus actualizaciones y las fotografías de todas las tumbas.

También, un informe de 609 hojas de la Comisión de Familiares de Caídos. Junto a traductores especializados, fue un trabajo de control tumba por tumba durante casi cuatro meses.

El más importante documento es el de Cardozo, de febrero de 1983, y la actualización de septiembre de ese mismo año. Redactado de manera que se pueda leer en tres partes, la primera detalla objetivos a cumplir, plan y logística de lo que se llevara a cabo para el armado del Cementerio. La segunda es un reporte diario del trabajo de campo, como se ubican los cuerpos, y sus reubicaciones.

En tanto, la tercera y última parte, contiene los listados con los restos encontrados en cada área, zona geográfica de las Islas, tumba, número de serie de ataúd. Adjunta mapas, detalla minuciosamente que restos fueron identificados y en base a qué elementos, si hay medalla de identificación, numero de cedula militar o alguna pertenencia que indique esa identificación.

El trabajo del Coronel Cardozo, enviado a las islas a tal efecto, fue minucioso y prolijo. No hay un solo detalle que se escape a su análisis. Así se transmitió al gobierno británico y la Cruz Roja Internacional, que lo informó a la Argentina. Aquellos que solo tenían número de cédula militar o documento fueron posteriormente identificados en Argentina, y colocados sus nombres en las placas o cruces.

Al inicio de esta investigación, Cardozo aseguró que salvo el ingreso de dos restos entre fines del 83 y principios del 84, cuyos número de ataúd son 61 y 221, los restos del Teniente Miguel Ángel Giménez en el 86 y del Primer Teniente Eduardo Casco, en 2009, que ya tenía tumba, no hubo ni exhumaciones, ni identificaciones en el cementerio.

El interrogante surge ante el cruce de información de todos los listados existentes, las fotografías de todas las tumbas que hoy tienen placa. Por este material consultamos a la Comisión de Familiares de Caídos, que preside María Fernanda Araujo, y a la Asociación de Veteranos de Guerra de Malvinas (AVEGUEMA), ambos vinculados a las Fuerzas Armadas. Respondieron que no existirían otros materiales para analizar. Esto se hizo para descartar que hubiese ingresos registrados fuera de nuestro alcance.

Hay dos tumbas con más de un cuerpo. En una de ellas, con detalle preciso, 1 NN más tres restos, sin elementos identificatorios, procedentes de un lugar determinado donde cayeron en combate. Hoy, y no sabemos desde cuándo, esa tumba tiene cuatro nombres de 3 soldados que murieron en otras locaciones y uno en la que señala el informe. Son de distintas fuerzas.

Claro está, no hay manera posible de explicar esto. Sus nombres se reservan a un eventual pedido de la Justicia, si lo hubiera, porque sus familias no lo sabrían.

Consultado al respecto, Cesar Trejo, ex presidente y referente de la Comisión de Familiares de Caídos, sus respuestas son esquivas, no sabe y dice que de haber ocurrido eso, deberá haber una investigación, que la culpa es de lo que hicieron los británicos en el 83 o lo que hace la Cruz Roja ahora, que nunca los participaron.

Cabe aclarar que esta comisión se negó sistemáticamente a las identificaciones y que Geoffrey Cardozo no se comunicó con ellos sino con la Fundación No me Olvides, que si bregaba por ellas. Aunque esta comisión es la responsable del cementerio y, de hecho, guardan en custodia las cruces del primero, modificado en 2004 por obra de Eduardo Eurnekian, en un galpón de Aeropuertos Argentina 2000 en Ezeiza.

Incluso, las han exhibido públicamente en algunas oportunidades. Sería sencillo poder comparar las tumbas identificadas con aquellas viejas cruces, pero eso es algo que escapa a esta periodista.

 

darwin

 

 

Sebastián Socodo, responsable argentino de cuidar el cementerio que vive en Malvinas, dijo que no tenía registros de lo que había dentro de Darwin, lo que de ser cierto, es peligroso, porque no podría controlar actos de vandalismo o cambios de placas.

AVEGUEMA, por su parte, reconoce estas irregularidades como “errores no forzados, cometidos desde el continente, que deberán enmendarse luego de que termine el proceso de las identificaciones". Vale recordar que el proceso se inició hace poco más de una semana en Malvinas.

Hay otras tres tumbas, que aparecen como “vacías” en los listados e informes y que también están nominadas con placas, no habiendo podido acceder al registro de ingreso de esos restos desde el 83 hasta hoy. Y comparadas con la información oficial del Ministerio de Defensa de la República Argentina, también arrojan diferencias.

El resultado de esta investigación ha sido informado a la Sede Regional de la Cruz Roja Internacional, en la persona de Sandra Lefcovich, quien respondió haber derivado el tema al área correspondiente. También ha sido informado el Secretario de Derechos Humanos de la Nación, Claudio Avruj, sin haber podido tener constancia de que leyera el informe, no ha respondido la consulta telefónica. Se informó a Laurent Corbaz, que trabaja hoy en la Misión Humanitaria de identificación en Malvinas, por el Comité Internacional de la Cruz Roja. Julio Aro de la Fundación No Me Olvides, con quien hemos intercambiado información, y sostiene no conocer con que listados se está trabajando. Y por supuesto se informó a Geoffrey Cardozo.

El único que respondió con preocupación fue el CECIM, centro de ex combatientes de Malvinas, que había logrado por una presentación judicial pidiendo las identificaciones, que el Juzgado del Doctor Julián Ercolini, admitiera y dictara la orden para que el estado instrumente lo necesario para que se solicite la identificación de los NN de Darwin.

Tal vez todo deba ser secreto, pero podría haber familias que se pierdan la oportunidad de que sus seres queridos sean identificados, puesto que al no ser los nombres que están en esas tumbas, pueden estar mezclados con los 123 sin identificar y habría muestras que no se crucen con ningún resto.

Mucho se ha dicho de las tumbas de Darwin, se ha asustado a familiares para que no hagan las extracciones para cruzar ADN con restos, se les ha mentido diciendo que sus familiares están en fosas comunes en cualquier lugar. El informe de Geoffrey Cardozo da fe y rigurosidad de que esto es una mentira, de aquellos que no quieren las identificaciones, y estas tumbas con placas y nombres que no corresponden, pueden ser una explicación a esos hechos.

La identificación de los muertos en combate es un derecho amparado en el derecho internacional humanitario. Mientas en la Argentina se pelea por la denominación de los no identificados, hay que recurrir al derecho internacional, y comprobar que NN, NK en Ingles, o desaparecido en acción o en combate, son las denominaciones que deben usarse.

No somos optimistas en que haya otros acuerdos, el momento de pedir explicaciones a quien corresponda es ahora.

 

Alicia Panero

 

FUENTE: GENTILEZA ADELANTO 24

jubilado3

Foto Gentileza Agencia Nova. 

 

La noticia por estas horas conmociona. Rodolfo Oscar Estivill, un jubilado de 91 años, se suicidó en una oficina de ANSES en Mar del Plata. Sacó un arma y se disparó en la cabeza. Fue trasladado al Hospital Interzonal dónde falleció.

El hombre había concurrido a la dependencia junto a sus sobrinas para realizar un cambio de domicilio. Ante la sorpresa de los presentes que entraron en pánico, sacó un arma, efectuó un disparo contra su cabeza y se desplomó en las escaleras. El público se tiró al suelo pensando que podría atacarlos a ellos. Rápidamente empezaron las especulaciones de lo que hasta ahora se desconoce: los motivos de la drástica decisión. Una versión que circuló fueron motivos económicos. “Tiró el bastón que llevaba, agradeció a sus sobrinas por lo que habían hecho por él y se disparó”, contó una testigo, según una nota del diario Clarín. Cuando llegó la ambulancia aún tenía signos vitales pero murió luego en el hospital.

 

jubilado2

Fuente: base de datos ANSES.

 

jubiladocopia

 

Lo cierto es que si tenía problemas económicos no tenían que ver ni con el estado actual de su jubilación ni con deudas. Su haber activo era de $ 44.000. No registraba deudas, al menos por las vías formales. Eso no significa que ganando 44 mil pesos (brutos) no se puedan tener problemas económicos serios, debido a graves enfermedades y/o alguna situación personal delicada, no aclarada aún por la familia. El titular de ANSES, Emilio Basavilbaso, salió a repudiar el "uso político" del hecho. 

Los medios kirchneristas salieron a utilizar políticamente el tema para plantear algo que sí es real: en Argentina no se puede vivir con la jubilación mínima. No era el caso de Rodolfo Estivill. pese a su trágico final.

 

Sebastián Turtora

  

 

rejas

Las rejas cortadas del domicilio del periodista, en Capital Federal. 

 

El sábado por la tarde el periodista Luis Gasulla sufrió un extraño robo en su domicilio ubicado en el barrio porteño de Villa Luro. Entre las 16 y 19:15 horas, los delincuentes cortaron prolijamente dos barrotes de las rejas de la ventana de la habitación del director de Periodismo y Punto que da a la calle Margariño Cervantes. 
 
Ubicada a metros de la avenida Lope de Vega, por la cuadra pasa el colectivo 47 y el movimiento es continuo. A los ladrones no les importó. Ingresaron al domicilio del periodistsa por la ventana, revolvieron papeles, extrajeron unos ahorros de la mesita de luz del periodista, el televisor de 32 pulgadas y una cajita musical que le había regalado Gasulla a su esposa para su casamiento. La sorpresa mayúscula fue que también se llevaron una computadora personal y un pen drive. Revisaron algunas carpetas con información y, hasta el momento, Gasulla no sabe si se llevaron alguna documentación. "Tenía información de algunas investigaciones con copia, lo único que me duele de la computadora personal son las fotografías de mis hijos de toda una década y el retraso laboral que me provoca esta situación". 
 
 
IMG 4177
 ¿Robo al voleo o mensaje?. Interior de habitación, tras el robo.
 
 
La comisaria 44 está al frente de la investigación. El Ministerio de Seguridad de la Nación se comunicó con el periodista para interiorizarse del asunto. Extrañamente, los delincuentes no se llevaron otro televisor ubicado en el comedor, una video, la wi, la impresora, una cámara kodak valuada en 10 mil pesos -dejada tirada entre los papeles- ni una tablet que estaba ubicada sobre la cama matrimonial.  
 
Fuentes consultadas por este portal creen que al periodista "le hicieron un trabajo de inteligencia" aunque Gasulla prefiere evitar los mensajes mafiosos o conspirativos. "Espero recuperar la información personal, lo material va y viene, el lunes seguiré haciendo lo que más me gusta en la vida: periodismo".
 
 
Sebastián Turtora
 
@sebiturtora
 
 
 
 

 

combatiente2

 

El desorden de pensiones otorgadas por el Estado no escapa a los reconocimientos a veteranos de guerra, muchas son las denuncias que se han realizado, pero el padrón no se modifica.

Los soldados clase ´62 y ´63, el porcentaje más alto en traslado a las islas en heridas, en muertes, están organizados en muchos centros de veteranos y dependiendo la provincia, reciben además de la pensión nacional, una provincial, así como los miembros de las fuerzas armadas que son veteranos.

Se desplegaron cerca de 14 mil efectivos a Malvinas, entre soldados y profesionales, en la actualidad hay más de 24 mil  veteranos que cobran según la ley. Y unos 9 mil que reclaman ser incluidos en ese beneficio,  acamparon más de 6 año por sus derechos, en Plaza de Mayo. Desde que terminó el conflicto, casi se duplicó el padrón de pensionados, y esto obedece a varias razones, que deberían revisarse.

Los números oficiales fueron cambiando, poco después de concluida la guerra el ejército señaló 10.001 efecticos, diez años después ese número pareció ajustarse a nuevos conteos y arrojó 14.020 excombatientes al sumar los denunciados por la Marina y Fuerza Aérea. Sin embargo, son según el padrón del Ministerio de Defensa 23.424  los que gozan hoy  de beneficios de las pensiones de guerra.

Las pensiones de veteranos falsos han dado lugar a denuncias por parte de centros de Veteranos, como el de La Plata, abriéndose investigaciones con alguna condena por percibir beneficio no correspondidos.

La Marina incluyó como veteranos durante el gobierno de Carlos Saúl Menem a todos los tripulantes, de toda su flota, hayan o no entrado en combate, y sumó todos los tripulantes de la Marina Mercante que prestaron apoyo logístico, casi 5000 que no estuvieron en el área que indica la ley.

En 2006 un grupo de ex combatientes de la guerra de Malvinas denunció ante la Administración Nacional de Seguridad Social la existencia de más de 10 mil pensiones truchas otorgadas a supuestos veteranos, según informó en ese momento la agencia Télam. La denuncia fue realizada por el Centro de ex Combatientes de La Plata ante el titular de Anses,  de entonces, Sergio Massa, y el fiscal federal (Ufises) Guillermo Marijuán, según informó el centro de veteranos. La polémica puso una vez más en el tapete las irregularidades que están detrás de los beneficios destinados a los veteranos de guerra y que los distintos centros de ex combatientes, entre ellos los misioneros, han denunciado en reiteradas oportunidades.

En 2009 Una grave denuncia relacionada con las pensiones que se otorgan a los Veteranos de Guerra, formuló el ex combatiente, Rodolfo Gollob, quien dijo que el padrón de quienes estuvieron en el conflicto apenas supera los 15 mil y en cambio se pagan más de 28 mil pensiones, hoy el número exacto es del Ministerio de Defensa, algo más de 24 mil.

Aclaró Gollob que “cuando estuvo la ministra de Defensa, Nilda Garré, en el Regimiento 8 de Infantería de esta ciudad, le dije, inclusive le expliqué que esto era muy fácil de resolver, porque solo hay que pedir a la Cruz Roja Internacional el registro de los veteranos de guerra prisioneros y ahí salta el padrón con lujo de detalles y este tiene 15.323 efectivos. Los otros que cobran la pensión de veteranos de guerra no tengo idea de quiénes son, pero sí estoy seguro que “la viveza criolla” por no decir otra cosa, también está en esto”.  Según pudo saber este portal, en 1984 la Cruz Roja Internacional informó oficialmente algo más de once mil prisioneros de guerra enviados por distintos medios al continente, luego de finalizada la guerra.

Otra denuncia en 2017  estima que en San Nicolás hay unos 70 ex combatientes truchos que cobrarían la pensión y el ANSES en vez de investigar y pedir los legajos de todos los que perciben la pensión, pide a los denunciantes que les acerquen nombres y apellidos de cada uno de los supuestos truchos.

La ley 23.848 dispuso una pensión vitalicia para “los ex soldados combatientes conscriptos que participaron en efectivas acciones bélicas y de combate y los civiles que se encontraban cumpliendo funciones en los lugares en los cuales se desarrollaron estas acciones”.
Luego, la ley 24.652 dice que tienen derecho a la pensión de guerra quienes hayan estado destinados al Teatro de Operaciones Malvinas (TOM), donde indudablemente participaron del conflicto, o hayan entrado efectivamente en combate en el Teatro de Operaciones del Atlántico Sur (TOAS), entendiéndose este último con el área alrededor de Malvinas. El CECIM de La Plata, hizo dos denuncias de pensiones irregulares, una en Quilmes, y uno el La Plata, a quien le sacaron el beneficio, pero se la restituyeron por medio de un amparo. Según este organismo, las irregularidades en el IPS de la Provincia de Buenos Aires son más de 200.

El problema de la Provincia de Buenos Aires es complejo. Muchos veteranos de otras provincias, toman como domicilio el de la unidad de destino durante la guerra, cuando la ley provincial dice que deben haber nacido o vivir en Buenos Aires, y se han detectado casos de quienes pretenden cobrar también en la provincia donde residen. Otros, militares, renuncian al cobro del retiro y entran a trabajar como porteros de edificios, ya que hay un acuerdo que acepta ex militares, así acceden al beneficio de la pensión de guerra, nacional, provincial más el haber de portero que hoy suma un plus de 18 mil pesos. Hace unos días el Centro de Ex Combatientes de Malvinas, volvió a reiterar su denuncia en la secretaria de Derechos Humanos de la Provincia para que se investiguen estos hechos.

En un buque que estuvo apostado en San Julián, ni siquiera en la zona demarcada por la ley, dos policías de la provincia de Buenos Aires embarcados allí, tienen su pensión de Veterano.

La potestad de decir quién es veterano o no siempre fue de las fuerzas armadas. Por ejemplo el portaaviones 25 de Mayo no estuvo dentro de las millas determinadas por la ley, sus tripulantes no eran veteranos, pero por decreto 1244 le dan rol de combate y los declaran veteranos de guerra.

Si nos remitimos a la fría letra de la ley, el número de muertos en combate, en el ámbito que determina la ley tampoco es de 649, sino de 634.

La primera denuncia formulada por el General Martin Balza, y a pedido de otros veteranos,  fue a la jefatura del Ejército en 1999, luego en  2002, y lo hizo público en 2004,  en  una nota  de la revista Gente, donde relata esta irregularidad "Hemos descubierto algo lamentable para nuestra historia, algo que debe aclararse y salir a la luz. Hay militares fallecidos en el continente por causas no relacionadas con acciones bélicas, que fueron reconocidos en 1983 como 'Héroes Nacionales' pese a no haber combatido ni estado en las Islas Malvinas durante el conflicto". “A pesar de que en el año 2003  una resolución de carácter confidencial del Ejército Argentino, la numero 5066, del entonces Jefe de Estado Mayor del Ejército, General de División Roberto Bendini, aclara por medio de la misma que 15 personas que figuran en los listados de muertos en combate, murieron en acto del servicio  y se les agregara el título de “muertos a consecuencias de Malvinas”, que fue una forma elegante de dejarle las pensiones a sus familiares, puesto que son derechos adquiridos. En cuanto al número oficial que se reconoce y del que se habla, nada cambió.

Estas muertes, casi todas de oficiales, y suboficiales, corresponden a  la madrugada del 30 de abril de 1982, cuando un helicóptero Bell UH-1 de la aviación de Ejército 419,  se precipitó en un sector de la costa ubicado al sur de Caleta Olivia, el resto, un ahogado en circunstancias que no se aclaran, uno por pancreatitis en un hospital del continente, y uno por una neumonía, todos recibieron la condición de caídos en combate, muchos de ellos   condecorados con la Medalla de la Nación Argentina al muerto en combate y otros con la Cruz de la Nación Argentina al heroico valor en combate. Ellos conforman los 649, que no son tales. En rigor de la verdad histórica y en el marco de la ley 23.848, son 634.

Si bien señalan los denunciantes de entonces,  Martin Balza y el Veterano Marcelo Sánchez, la responsabilidad de este hecho es del gobierno de la dictadura, y el número nunca se modificó, salvo la resolución,  citada de Bendini, estos militares,  son veteranos de la guerra de Malvinas, y así constan en los listados del Ministerio de Defensa Argentino, en la actualidad, donde aparecen como “Fallecidos durante la Guerra de Malvinas en defensa de la soberanía nacional sobre las Islas Malvinas del Atlántico Sur” porque sus deudos cobran pensiones de veteranos caídos en combate. Hecho que no puede modificarse por ser un derecho adquirido por las familias.

La guerra es un tema sensible a todos los argentinos, la verdad sobre sus veteranos es necesaria para honrarlos.

 

 

Alicia Panero

criptomonedas
 
 
 
 
El relativamente reciente relanzamiento del megaproyecto “La Ruta de la Seda” por parte de China para el Siglo XXI, ha activado el interés de los analistas de factibilidad sobre la implementación de la Tecnología Blockchain y el uso de cryptomonedas como el Bitcoin en el enorme volumen de transacciones comerciales previstas tras su concreción. Es que la potencialidad de la Cadena de Bloques, mucho mas allá de las monedas virtuales en sí mismas, parece evidenciar cada día mayor eficiencia. 
 
En cada transacción, los registros digitales – resúmenes cryptográficos -, se agrupan en bloques, enlazándose posteriormente de manera cronológica en una cadena de complejos algoritmos matemáticos. 
Este proceso o hashing es llevado adelante por numerosas computadoras o nodos distribuidos en distintas partes del globo, que corroboran la validez de la respuesta, dotando a cada bloque de una exclusiva firma digital, manteniendo los datos seguros. Un proceso irreversible que, a priori, no permitiría que el resumen cryptográfico se transformara en los datos originales.
 
La tecnología en cuestión además, reduce sustancialmente los costos de transacción porque no requiere de controles adicionales, a la vez que las acelera. 
Se trata ni más ni menos que de una contabilidad triangular o por partida triple que en términos de Blockchain es un Libro contable Mayor distribuido.
 
Cabe recordar que a partir de la caída del Muro de Berlín y gracias al declive de la Unión Soviética, el sistema político-económico mundial pasó a ser delineado por la Unión Europea, Japón y los Estados Unidos. Sin embargo, resultaba impensable que el país del Norte fuera desplazado de su hegemonía global en tanto su estrategia cultural de imposición se fue consolidando cada vez con mayor fuerza durante décadas. 
 
Las cíclicas crisis que suele padecer el sistema capitalista fueron alterando el escenario geopolítico, distribuyendo parte de ese protagonismo entre Rusia y China, disputándoselo en tres frentes bien diferenciados: militar, político y económico.
Estados Unidos, pese a los constantes desequilibrios en su balanza de pagos, deuda pública duplicando su Producto Bruto Interno, menor competitividad y déficit fiscal, siguió liderando el sistema financiero y el tecnológico.  
 
De igual modo, casi la mitad de las compañías internacionales continuaron expandiéndose con capitales mayoritariamente estadounidenses, lo mismo que la renta financiera. Aunque este escenario se ha ido alterando en los últimos años.
El crecimiento del mercado interno en China respecto del de Japón y el de los EE UU, lo ha llevado a ser hoy el mayor consumidor energético del mundo. 
Asimismo, la creación de los Bancos de Desarrollo de los BRICS – Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica - y de Desarrollo Asiático en 2014, instauraron un nuevo paradigma que puja por sustituir al Fondo Monetario Internacional y al Banco Mundial, a lo que hay que sumar el volumen de reservas chinas en dólares, y las crecientes inversiones en Latinoamérica y el Caribe.
 
Hace más de dos mil años que las relaciones comerciales de China con Europa, el resto de Asia y África iniciaron, dando lugar a una compleja red de intercambios conocida como "la Ruta de la Seda" que bordeaba un extenso desierto de casi 300 mil kilómetros cuadrados y comprendía Mongolia, India, Persia, Siria, Arabia, Turquía, África y Europa, desde Xian a la costa mediterránea.
 
Pero la Ruta de la Seda no sirvió solo para la comercialización de esa mercancía, sino que facilitó el intercambio cultural, religioso y filosófico entre oriente y occidente.
Ya en 2013, en una visita oficial a la República de Kazajstán, entre Asia Central y Europa, el presidente Xi Jinpin deslizó la intención de reflotar la antigua Ruta de la Seda. 
 
Hoy, la última estrategia geopolítica del gigante asiático es relanzar dicho proyecto y un Cinturón Económico - One Belt-One Road - apuntando a un nuevo orden mundial para ocupar el lugar que desde la caída del muro de Berlín tuvieron los Estados Unidos. Una ambiciosa iniciativa internacional que busca integrar Asia y Europa, colonizando otros continentes con sus inversiones, consolidar su moneda - el yuan -en el sistema financiero internacional, e incrementar sustancialmente su participación en el mercado global de commodities.
 
La referida Ruta de la Seda no solo mantendrá el corredor que tuviera otrora, sino que incluirá nuevas redes, tanto por tierra (Silk Road Economic Belt – Franja Económica de la Ruta de la Seda), como por agua (21st Century Maritime Silk Road – Ruta Marítima de la Seda del Siglo XXI), cuyo desarrollo sería financiado por el Banco Asiático de Inversión e Infraestructuras con una base de 100 mil millones de dólares de capital inicial, propuesto para su creación hace casi tres años, contando con el consenso de unos 60 Estados, representando un tercio del PBI mundial. Aunque China ya dejó en claro la inadmisión de Japón y de los EE UU en su conformación. 
Pero los excedentes de reservas chinas en divisas norteamericanas por encima de los 4 billones, podrían no ser suficientes para afrontar los gastos totales hasta el 2049, los que han sido calculados por expertos hasta 2020 en montos que superan los 20 billones de dólares.
 
El megaproyecto incluye la ampliación de la red de transportes de alta velocidad en Pekín, extensión de líneas de comunicaciones, la construcción de dos estratégicos corredores terrestres en Europa mediante redes de ferrocarriles en el Norte y en el Sur reemplazando las travesías a lomo de camello de hace más de 23 mil años. Y África, donde además de vías férreas sustituyendo la senda de las caravanas, también desarrollará una base militar. 
Pekín por su parte, colaborará con China en la construcción de un puerto que le habilite salida directa al mar para la comercialización de sus productos, sin tener que pasar por el estrecho de Malaca, al sudeste de Asia, ensanchando además la carretera que une ambos países. 
 
En cuanto a la implementación de Blockchain como medio de intercambio, cabe señalar una posible segunda estrategia subyacente. Hace varios años que la clásica metodología generadora de deuda a partir de la emisión indiscriminada de dinero fiduciario, viene siendo reemplazada por la inversión en tecnología que, frente a la escasez de recursos y el incremento poblacional, facilitará a las naciones que alcancen su mayor desarrollo, erigirse a mediano-corto plazo como las más poderosas.
 
En 2014, el Banco Popular de China empezó a experimentar en la producción de su propia moneda digital similar al Bitcoin para ser utilizada en intercambios comerciales, que redujera de manera drástica los costos de las transacciones, garantizando además un sistema mas seguro de registración y transferencia contra la evasión tributaria y el lavado de dinero.
 
Finalizando 2016 realizó su primer ensayo, siendo ésta la primera cryptomoneda respaldada por un Banco Central en todo el mundo basada en Tecnología Blockchain.
Este hecho, para nada menor si se tiene en cuenta que podría llevar a ese país a ocupar el primer puesto como emisor y regulador mundial de cryptodivisas, lo faculta a controlar y neutralizar los riesgos en el sistema financiero internacional y monitorear la mayor parte de las transacciones a escala económica global. 
 
Bitcoin, para algunos es un simple activo. Para otros, en cambio, dinero creado a partir de la Tecnología Blockchain que en su génesis fue concebido para escapar al control de los Banco Centrales.
 
La cryptomoneda emitida por el Banco Central de China constituiría entonces una moneda controlada exclusivamente por la autoridad monetaria de ese país y por ninguna otra entidad financiera más en el mundo.
Tecnología Blockchain y dinero digital propio como medio de intercambio en la nueva Ruta de la Seda por tres continentes, reemplazando nada más y nada menos que al dólar, es una utopía china. ¿Lo es?.
 
 
 
Nidia Osimani
 
Especial para Periodismo y Punto.
 

Página 6 de 45

Nosotros

Periodismo y Punto es un sitio de noticias y de investigación periodística. Orientado a noticias de todo el país, denuncias de fuerte contenido social y político. Con la idea de relatar las noticias que los grandes medios descartan y profundizar las que nuestros colegas, investigan. La información, estará acompañada de audios, fotos y fotos a lo que se sumarán excelentes columnistas. 

Una generación de nuevos periodistas. Sin tapujos. Sin acuerdos. Con un único compromiso: Vos

Recientes Twitter